El Incidente OVNI en Piney Woods (1980) – Parte I – 18/09/2012

 

Uno de los casos más convincentes en toda la historia,  de un encuentro con un objeto volador no identificado.

 

Betty Cash, Vickie Landrum (amigas) y Colby Landrum (nieto), fueron testigos de un objeto volador no identificado al que describieron como una nave en forma de diamante que emanaba llamar de un color rojizo naranja por la parte inferior.

 

Los testigos sufrieron quemaduras, y graves secuelas durante sus vidas, muy aparte de la negativa del gobierno de EE.UU. a pesar de los convincentes hechos y las evidencias encontradas.

 

 Vickie y Colby Landrum - Betty Cash
Vickie y Colby Landrum - Betty Cash

 

 

 

Betty Cash (derecha), Vickie Landrum (izquierda) y su nieto Colby Landrum, conducían por una carretera en Huffman, Texas; era diciembre del año 1980 cuando de pronto vieron una luz brillante en el cielo. Luego de conducir un poco más a lo largo del camino, se encontraron con un objeto volador en forma de rombo en 3D, muy parecido a un diamante de inmensas proporciones y muy luminoso, el cual se encontraba flotando sobre la carretera, mientras despedía fuego de la parte inferior. La familia tuvo que detenerse aproximadamente a unos 65 metros del hecho debido al fuego intenso que emanaba el objeto hacia la carretera (para darse una idea del avistamiento, este fuego sería como el producido por un propulsor).

 

Para poder tener una mejor visión del fenómeno que estaba ocurriendo, Betty Cash salió de su vehículo, mientras los demás ocupantes se quedaron dentro del automóvil. A pesar de la distancia que los separaba del objeto, Betty empezó a sentir como su piel se iba calentando, quizás debido al fuego intenso de la nave en escena. Betty pudo divisar que un gran número de helicópteros de color negro y sin marca alguna comenzaron a perseguir al objeto mientras que este se alejaba de la zona elevándose.

 

Una vez en casa Betty empezó a sentir quemaduras en varias partes de su cuerpo, diarrea y vómitos; quizás debido a la exposición sin prevención que realizó frente a este extraño objeto.

 

Detalle de los hechos – Un paseo al bosque que se convertiría en el peor de sus vidas

Según el testimonio de los testigos la intención esa noche era la de dar un tranquilo paseo por el bosque de pinos de Texas, sin embargo este paseo se convirtió en la peor tragedia de sus vidas.

 

Betty, de 50 años, se encontraba conduciendo por el bosque de Dayton, buscando primeramente un juego de bingo, pero encontraron todos estos lugares cerrados debido a la temporada de vacaciones, Más adelante se detienen a comer en un restaurante para luego continuar con su viaje. Pronto los tres testigos divisaron una luz a la distancia, y en unos cuantos minutos aquella hasta entonces lejana luz, se convirtió en un gran objeto brillante, el cual cruzaba lentamente las altas copas de los árboles de pino y roble. Lo primero que pensaron fue que se trataba de algún tipo de helicóptero u avión que estaba sobrevolando la zona, pues a muy poca distancia se encuentra un campo de aviación. Momentos después se dieron con la sorpresa de que ese extraño objeto divisado tenía la rara forma de rombo en 3D pareciéndose demasiado a un diamante de fuego gigante y muy luminoso. El objeto emanaba hacia la parte inferior unas llamas de fuego de color rojizo-naranja.

 

 

Incidente en Piney Woods
Incidente en Piney Woods

 

 

Al ser una devota cristiana, Betty jamás había creído en la existencia de extraterrestres u ovnis; y en aquel momento lo que se le vino nuevamente a la mente después de descartar que se tratase de un artefacto conocido, fue que estaba presenciando el fin del mundo. Ella también podía oír un intenso y constante pitido a medida que la extraña nave emanaba aquellas luminosas llamas. La estufa del automóvil había estado funcionando para apaciguar el frío de aquella época, sin embargo tuvieron que apagarla y salir del coche de inmediato pues el ambiente dentro estaba excesivamente caliente.

 

 

Incidente en Piney Woods
Ilustración del incidente en Piney Woods

 

 

 

En exterior los tres testigos podían escuchar un estremecedor rugido que venía acompañado de la aterradora visión delante de ellos, algo jamás visto, algo que no comprendían, que no conocían causaba en ellos ese indescriptible terror.

 

Colby LandrumColby, el nieto de Vickie, llegó a sentir tanto temor que su abuela tuvo que llevarlo de vuelta al coche para consolarlo; pero Betty se quedó fuera del vehículo, y según dice estaba fascinada y aterrada a la vez por ser testigo de tremendo hecho. Momento después y mientras Betty continuaba expectando la escena, aparecieron varios helicópteros, los cuales y según la declaración de Betty, parecían querer rodear al objeto volador. Estos helicópteros podrían haber venido de Tomball Airfield, al noroeste de Houston, o de Ellintong Air Force Base, al sur de Houston.

 

 

El misterioso objeto de pronto comienza a elevarse, quizás por la intespectiva llegada de los helicópteros. Betty intenta regresar al coche, y al querer abrir la puerta halando de la manija se da cuenta que estaba se encontraba tan caliente que casi no pudo abrirla, razón por la cual rodeo la manija con su casaca y pudo abrir la puerta; luego de ingresar ella enciende rápidamente el aire acondicionado para enfriar el interior del vehículo; finalmente Betty pudo arrancar el auto y emprender la marcha a casa y no volver a cruzarse con dicha nave.

 

Después de varios kilómetros de conducir, aún pueden apreciar las brillantes luces del objeto y a los helicópteros que trataban de rodearlo; ahora sí Betty pudo contar con exactitud el número de helicópteros, ¡eran 23!; algunos de ellos eran de doble rotor (CH-47 Chinook como el de la imagen) y otros más rápidos con un solo rotor (parecían ser del tipo Bell-Huey como en la imagen).

 

Luego de llegar a casa Betty, Vickie y Colby se sintieron muy enfermos; Betty tenía ampollas en la cabeza y cuello, y sus ojos estaban cerrados debido a una hinchazón. Además tenía náuseas. A la mañana siguiente Betty ya se encontraba en estado de coma. Vickie y Colby sufrieron de síntomas muy similares, aunque no tan graves como los de Betty, quizás a que no se expusieron tan continuadamente a la intensa luz del objeto como lo hizo Betty.

 

 

Quemaduras en las manos de Betty Cash
Quemaduras en las manos de Betty Cash

 

 

Caída de cabello Betty Cash
Caída de cabello

 

 

Quemaduras en Brazo
Quemaduras en Brazo

 

Luego de dos días Betty es internada en un hospital donde fue tratada como una víctima de quemaduras, y permaneciendo durante 15 días. Más adelante su cabello se comienza a caer y la hinchazón alrededor de sus ojos continuó por alrededor de una semana. Colby también reportó problemas con sus ojos y Vickie, al igual que Betty, sufrió de pérdida del cabello, teniendo el cuero cabelludo entumecido y con un fuerte dolor en él.

 

El diagnóstico de los médicos fue exposición y envenenamiento por radiación para los tres testigos. Más adelante se presentaron otros problemas como: llagas cutáneas, pérdida de peso, y cáncer de piel.

 

Ninguna autoridad explica el origen del fenómeno

La bases aéreas locales que fueron interrogados luego de hecho, no admiten haber enviado algún helicóptero a la zona esa noche. Según declaraciones públicas hechas por los militares de Fort Hood, específicamente por el mayor Tony Geishauser, para el diario Corpus Christi Caller, afirmó que ningún avión de Fort Hood se encontraba en el área de Houston esa noche; además declaró lo siguiente: “Yo no conozco a ningún otro lugar por aquí que pueda tener ese número de helicópteros”. “No sé lo que podría ser … a menos que haya una cosa súper secreto pasando y que no necesariamente saben.”


Además cabe destacar que el camino que debería encontrarse muy quemado debido a la emanación de las llamas del objeto volador fue reparado rápidamente.

 

Los testigos demandan al Gobierno de los EEUU

Mientras los investigadores de este caso no podían explicar el origen de lo acontecido esa noche, solo atinaban a decir que posiblemente los testigos se toparon con una nave experimental del gobierno o una nave de origen desconocido.

 

 

Betty Cash - Vickie Landrum
Betty Cash - Vickie Landrum

 

 

 

Debido a lo anterior, a la falta de explicaciones por parte de la autoridades supuestamente involucradas, y a las consecuencias negativas en la vida de Betty luego del incidente; ella se contacta con un abogado y decidieron demandar al gobierno de los EE.UU. por 20 millones de dólares. Mas adelante durante una audiencia en el Congreso, el Departamento de la Inspección General del Ejercito negaron cualquier participación militar en el caso y rechazaron cualquier indemnización por los tres participantes involuntarios en el asunto de Piney Woods.

 

Sin embargo la investigación llevada a cabo en apoyo del litigio, trajo consigo mucha publicidad y la noticia se difundió rápidamente, por lo que más testigos fueron descubiertos; algunos habían visto el objeto y otros divisaron solo a los helicópteros, pero todo sirve para reforzar la credibilidad de Betty y Vickie.

 

Un año más tarde, la Fuerza Aérea finalmente lanzó una investigación completa sobre el caso, dirigido por el teniente coronel George Sarran . A pesar de considerar a todos los testigos como creíbles (incluyendo el oficial de policía y su esposa), Sarran llegó a la conclusión de que sus manifestaciones acerca de un objeto volador en forma de diamante y / o una flota de helicópteros militares en la zona esa noche eran completamente falsas.

 

Existieron otros testigos del caso

Betty, Vickie y Colby no fueron los unicos que presenciaron esos extranos hechos. Un policia de Texas llamado Lamar Walker y su esposa, que se dirigian a su casa de Cleveland, vieron un gran numero de helicópteros militares CH-47 sobrevolando la zona.

 

Un trabajador petrolero de Texas, llamado Jerry McDonald vio el mismo objeto que divisó Betty Cash, y estas fueron sus declaraciones: “Era una especie de forma de diamante y tenia como dos linternas gemelas que disparaban llamas azules brillantes por la parte posterior”. Además dijo ver que el objeto tenia dos luces brillantes y una luz roja en el centro.

 

Un supuesto piloto presente en el hecho comete un error y parece hablar de más

En abril de 1981 se produjo una exhibición aérea publica en Dayton, Texas. Colby que se encontraba en la ciudad vio que el helicóptero viajaba por el cielo, y se impresionó ante el recuerdo de aquel día trágico que le trajo esta exhibición. Ante la molestia e impresión de Colbie, Vickie decide llevarlo. Cuando llegaron y luego de hacer la larga cola pudieron subir al helicóptero. Vickie empezó charlar con el piloto de la nave, y a medida que la conversación continuó, Vickie casualmente planteó el tema de los ovnis en forma de diamante y sobre el hecho del cual ella fue protagonista. Al escuchar las afirmaciones de Vickie el piloto de la nave le confesó haber estado presente aquella vez. Cuando Vickie le dijo que ella había sido una víctima del hecho y que había sufrido graves problemas de salud, el piloto se incomodó y salió de la nave. Más tarde el piloto fue interceptado por un grupo de investigación OVNI, y admitió que sabía del caso Cash Landrum, pero se negó a confirmar que había estado en la zona donde se produjo el avistamiento.

 

La mas afectada de salud fue Betty Cash, como ya se narró anteriormente, ella sufrió de graves problemas de salud, y llego a desarrollar un cáncer, el cual fue tratado con éxito; tuvo que cerrar su negocio y vender sus empresas debido a sus largas y continuas estancias en el hospital. Lamentablemente en noviembre de 1998 Betty sufre de un derrame cerebral, y el día 29 de diciembre, curiosamente en el 18 aniversario del evento Piney Woods, se produce su muerte.

 

Vickie Landrum muere en el año 1997, después de sufrir tambien de fuertes dolencias producidas por la exposición a la radiación la noche del incidente.

 

Colby hoy en día es un adulto, y afortunadamente hace poco decidió que ya era de hora de dar su versión de los hechos ante una cámara de TV. La cadena History Channel en su programa UFO Hunters transmite las declaraciones de Colby, logrando un efecto positivo al permitir que más gente acceda a la información.

 

Colby Landrum en History Channel
Colby Landrum en History Channel - Fuente: UFO Hunters

 

 

William J. BirnesEl escritor e investigador del fenómeno OVNI William J. Birnes entrevistó al Teniente Coronel George Sarran, el hombre que dijo que los informes de testigos oculares del objeto en forma de diamante eran completamente falsos, y le preguntó si estaba absolutamente seguro de sus conclusiones de que 23 helicópteros no sobrevolaron el área aquella noche, ante lo cual Sarran respondió con absoluta confianza en que estaba seguro de sus afirmaciones; sin embargo mostró un memorando desclasificado que escribió, diciendo que efectivamente no eran 23 los helicópteros en el cielo aquella noche, ¡sino 100!; luego de esta confusa afirmación el teniente intentó mantener su posición negativa pero y era muy tarde.

 

Betty Cash
Betty Cash

 

Betty Cash se ha convertido en un héroe en la lucha contra el gobierno en el tema del encubrimiento OVNI, y trajo muchas esperanzas a otras víctimas de incidentes similares. Ella se dedico por completo a su familia y amigos y nunca permitió que su enfermedad le impida ayudar a otros a superar el trauma producto de eventos similares.

 

Fuentes:
[UFO FYI]
[UFO Casebook]
[Alien Eight]